Oftalmoscopio directo e indirecto

Oftalmoscopio

El Oftalmoscopio permite la observación de la retina usando el sistema óptico como una lupa. Para poder observar el fondo, es necesario una buena iluminación ya que la luz reflejada se proyectará en el punto remoto del observador.

Cuando el paciente y el optometrista son emétropes y ambos relajan su acomodación, se obtiene una imagen clara del fondo ocular sin interponer lentes ya que los rayos salen paralelos y forman la imagen en la retina del observador.

Oftalmoscopio: Examen

La sala estará parcial o completamente oscurecida. El oftalmoscopio se mantiene a unos 15cm y 25º hacia la derecha cuando se observa el ojo derecho. El examinador debe observar cada ojo usando el del mismo lado. Los pasos a seguir son:

  • Ajustar la iluminación a un nivel moderado.
  • Colocar una lente de +10.00 para observar el polo anterior.
  • Evaluar la presencia de opacidades en los medios a unos 25cm y con un leve ángulo temporal.
  • Acercar el oftalmoscopio hasta enfocar el reflejo y observar si hay opacidades. Si existen, debemos comprobar su localización mediante el movimiento del instrumento.
  • No bloquear la fijación del paciente y reducir el positivo mientras nos acercamos al ojo del paciente.
  • Dejar de acercarnos cuando nuestro dedo corazón toque su mejilla.
  • Continuar la reducción del positivos hasta enfocar la retina. El área que se puede observar es de unos dos diámetros pupilares (DD).
  • Dirigir la fijación ligeramente hacia nasal e inferior hasta localizar la papila. Observaremos su color, bordes, forma, presencia de pulsación venosa y la proporción excavación/papila. Estimaremos la profundidad enfocando el borde más anterior y luego el posterior al reducir el valor del positivo (1D= 1/3 de mm).
  • Seguir los vasos sanguíneos desde su salida de la excavación. Evaluaremos la relación A/V, apariencia de los cruces, reflejo luminoso en la arteria y el tejido retiniano adyacente para detectar hemorragias, exudados, elevaciones o alteraciones pigmentarias.
Muy interesante:
Lentes solares: cuatro tipos

– Podemos aumentar el área de observación indicando al paciente que mire en la dirección del cuadrante examinado.

– Para examinar más el área de observación giraremos la cabeza del oftalmoscopio en la dirección opuesta al cuadrante examinado (nasal para retina temporal, inferior para retina superior)

– Para examinar la mácula podemos indicar al paciente que mire directamente a la luz. Evaluaremos la presencia o ausencia de reflejo foveal.

La córnea, la cámara anterior y el cristalino se observan desde lejos (aprox. a unos 20-30cm). Observaremos que aparece un reflejo rojo al incidir con la luz del instrumento.

Este fenómeno es una combinación del reflejo de los vasos coroidales y el epitelio pigmentario. La mayoría de los oftalmoscopios proyectan un círculo de luz de aprox. 1DD. Una vez vistos claramente los detalles del fondo, el examinador sigue los vasos sanguíneos desde su origen en la papila. Se deben observar la papila, los vasos, el polo posterior y la mácula siguiendo este orden. Después el fondo, la retina, la coroides, el vítreo y la esclera.

Oftalmoscopio: Características

En miopía alta, el tamaño de la imagen se verá más grande que en hipermetropía.

En el disco óptico se evalúa la claridad de su contorno, forma, color excavación y las condiciones de los vasos que hay en él. Será más pequeño en hipermétropes y viceversa.

En los vasos sanguíneos se valora su transparencia, el efecto de la PIO (compresión), la atenuación de las arterias, la tortuosidad y anchura de las venas, la presencia de hemorragias y los exudados.

La vena central de la retina (VCR) generalmente pulsa espontáneamente, no siendo así la arteria central de la retina (ACR), lo que sería patológico. El ratio A/V normal es de 2/3, siendo la vena más ancha. también debe examinarse la anchura del flujo sanguíneo, la calidad del mismo dentro de los vasos y el control de los mismos.

Muy interesante:
Microtropia: Definición y diagnóstico

A continuación se observa el fondo, la coroides, el vítreo y la esclera alejándose hacia la periferia. El tamaño de las lesiones anotado se mide usando como referencia el diámetro del disco óptico. La elevación de una lesión se mide de acuerdo a la diferencia entre la potencia de la lente que enfoca claramente la parte superior y la parte adyacente de la lesión: un cambio de 3D es equivalente a 1mm de elevación.

Con el oftalmoscopio la mácula se observa el mover la luz 2DD temporal al disco óptico o pidiendo al paciente que mire a la luz. Se aprecia el reflejo foveal, las fibras nerviosas y la presencia de pequeños vasos (utilizando el filtro verde podremos observar mejor anomalías en los vasos retinianos debido a que se obtiene un contraste mayor).