Músculo oblicuo superior: Parálisis

Musculo oblicuo superior

Músculo oblicuo superior está inervado por el parético. Su parálisis provoca una disminución o privación de los movimientos oculares.

Sus funciones son de rotación interna, depresión y abducción.

En su forma congénita, la parálisis del músculo oblicuo superior conduce a la tortícolis ocular, suele ser unilateral.

Músculo oblicuo superior: Tortícolis

Desde el punto de vista diagnóstico diferencial, la tortícolis se instaura al final del segundo año de vida, con carácer compensador, para eliminar la diplopia que se presenta con el desarrollo completo de la visión binocular.

Es característico el signo de Bielschowsky, la cabeza se inclina y gira hacia el lado opuesto de la parálisis del ojo afectado y la barbilla se desplaza hacia abajo, en esta posición los ojos están en ortoforia. Sensorialmente la correspondencia normal con fusión y visión en relieve. En la inclinación de la cabeza en dirección al músculo paralizado se produce desviación hacia arriba y adentro del ojo paralizado.

La parálisis del músculo oblicuo superior tiene que tener un diagnóstico diferencial con la tortícolis muscular, que es una anomalía en el desarrollo de la musculatura del cuello.

La causa suele ser idiopática. Otras posibles etiologías son la miastenia gravis y el bioma del tronco del encéfalo.

  • Tratamiento:

Solo se puede ofrecer cirugía, pues los prismas no son efectivos.

Muy interesante:
¿Cómo crecer las pestañas? Latisse