Microscopio: Adaptación en Pacientes

Microscopio

Microscopio es un sistema óptico fabricado mediante lentes convergentes para lograr ver objetos muy cercanos.

Su ampliación la consigue modificando la distancia relativa de observación. El acercamiento es lo que provoca el efecto.

Cuanto más aumento tenga, el campo de visión será más pequeño y también la distancia operativa.

Ventajas del Microscopio:

A igual de aumentos, el campo de visión es más amplio en los microscopios que en las lupas o telescopios.

Por lo tanto, su confort siempre será mayor en actividades de larga duración como en la escritura, lectura… Y además, permite tener las dos manos libres.

Son los recomendables en las personas con temblores.

Inconvenientes:

Su distancia de trabajo es muy corta. Para utilizar un microscopio es necesario usar mesas o atriles para apoyarlo.

Suele provocar desorientación y tiene un centro óptico fijo por lo que no sirve para los pacientes con fijación excéntrica.

Tipos de Microscopios:

  • Clear imagen:

Su fabricación costa de dos lentes conversas separadas por aire. Consigue una imagen nítida con un amplio campo de visión.

  • Bifocales con alta definición:

Su campo es más estrecho pero permite mirar de lejos. No se puede usar cuando el usuario esté en movimiento y requiere un entrenamiento más laborado.

  • Adhesivos:

Es una variable de los microscopios bifocales que se pegan en los cristales de las gafas y permiten su recolocación hasta encontrar la posición más óptima.

  • Con pinzas:

Existen tanto monoculares como binoculares y están sujetos a las gafas mediante unas pinzas que se puede levantar, dejando los cristales libres si se precisa.

  • Hiperoculares:
Muy interesante:
Fogging o miopización: Definición

Tienen un diseño simple y están adaptados a la montura pudiendo ser monoculares o binoculares. Cuando los dos ojos tienen una agudeza visual funcional, se puede configurar cada microscopio para una distancia determinada.

Deja un comentario