Fotorrefracción: Nuevo examen pediátrico

Me dispongo a detallar un método de refracción que muchos profesionales no conocen. Su uso está indicado en población pediátrica.

Consiste en la toma de una serie fotografías del niño y en el estudio el color del reflejo pupilar cuando éste se encuentre mirando directamente a la cámara.

Fotorrefracción:

Se tomarán 3 fotografías: la primera a una distancia de 75 cm (con la cual determinaremos el tamaño de la pupila). La segunda a 50 cm y la tercera a 150 cm.

A continuación se deberán comparar las fotografías número 2 y 3.

Si la imagen pupilar es mayor a 150 cm, entonces se trata de hipermetropía; si es menor, de miopía.

La fotorrefracción siempre se debería realizar en los bebes.

Muy interesante:
Estrabismo incomitante restrictivo

One Response

  1. alberto 26 mayo, 2015

Deja un comentario