Examen para lentes de contacto

examen para lentes de contacto

Después de toda adaptación de L.C. es necesario hacer un examen para lentes de contacto. En él, se evaluará la visión, la respuesta ocular del paciente a la lente de contacto y el estado de las mismas.

Además de que hay que reforzar la idea de que un buen mantenimiento de las lentes de contacto previene alteraciones oculares.
El proceso de seguimiento consta de varios pasos:

¿Cómo realizar un examen para lentes de contacto?

1.- SINTOMATOLOGÍA:

En la cual debemos preguntar al usuario sobre el confort, visión,manipulación y horas de uso con las lentes de contacto.

2.- QUERATOMETRÍA O TOPOGRAFÍA CORNEAL:

Es necesario revisar la curvatura de la córnea en el examen para lentes de contacto, por posibles modificaciones después del uso de lente de contacto.

3.- AGUDEZA VISUAL:

Medir la AV, y ésta debe ser igual o mejor a la AV alcanzanda durante el examen optométrico previo a la adaptación.

4.- OBSERVACIÓN BIOMICROSCÓPICA:

Donde debemos evaluar el comportamiento de la lente y la salud del segmento anterior del ojo.

5.-TINCIÓN CON FLUORESCEÍNA:

Debemos examinar que el grado de alineamiento entre la lente y la córnea sea óptimo; y comprobar si existen tinciones corneales, y si las hay, cual es el tipo de lesión.

6.- INSPECCIÓN DE L.C:

Donde debemos comprobar:

  • La hidratación de la L.C.
  • El diámetro de la lente y de la zona óptica.
  • Estado general de la lente.
  • El radio de curvatura.
  • La potencia de la lente.
Muy interesante:
Lentillas de color: Precio

7.- FUTUROS CONTROLES:

Se debe concertar la cita para el siguiente examen para lentes de contacto.

¿Cómo es el examen visual?

El examen ocular (examen oftalmológico) incluye la evaluación de la agudeza visual, la movilidad ocular, los campos visuales, las estructuras externas y el fondo de ojo. El fondo de ojo se debe examinar con un oftalmoscopio. Además, el oftalmólogo también necesitará considerar los cambios relacionados con el crecimiento y las prácticas de higiene personal, especialmente si la persona está usando lentes de contacto.

El ojo es el único órgano transparente del cuerpo. El examen oftalmológico proporciona una indicación de la visión y la salud general del paciente. Los tumores cerebrales, la hipertensión arterial, las infecciones bacterianas, la esclerosis múltiple e incluso el envenenamiento por drogas pueden detectarse durante un examen para lentes de contacto.

Se recomienda consultar al oftalmólogo cada dos o tres años. Las personas cuyo trabajo es visualmente agotador (ordenadores…) y las personas con diabetes, hipertensión arterial o antecedentes familiares de glaucoma pueden necesitar ver con más frecuencia.

Medición de la agudeza visual

El examen oftalmológico más común evalúa la agudeza visual. El paciente lee filas de letras mayúsculas en un optotipo colgado en la pared (escala de Monoyer), cuyas últimas letras son Z y U. Las filas de letras tienen diferentes tamaños; el sujeto se coloca a una distancia de 5 metros y se le pregunta cuáles son las letras más pequeñas de las que puede distinguir la forma.

La notación de agudeza visual es entonces decimal: a 10/10 cada detalle se ve en un ángulo de 1 minuto, a 1/10 en un ángulo de 10 minutos.

Muy interesante:
Lentes de contacto para los ojos secos

La agudeza visual también se puede medir con el test de Snellen, que se usa más comúnmente en los países anglosajones. Las filas de letras de diferentes tamaños representan lo que una persona con visión normal podría ver a una distancia de 20 pies (60 metros), 30 pies (90 metros) y 200 pies (600 metros).

La agudeza visual se mide por la relación entre la distancia entre el paciente y la mesa y la distancia a la que la mesa es vista por una persona con visión normal. El cuadro, llamado optotipo de Snellen, fue desarrollado en el siglo XIX por el oftalmólogo holandés Herman Snellen.

La agudeza visual normal de una persona se tiene a los seis años de edad. A medida que la persona envejece, hay una pérdida de agudeza visual. La presbicia (disminución en la elasticidad del cristalino) ocurre a los 45 años de edad, mientras que las cataratas tienden a aparecer después de los 65 años de edad. Todo es cuantificable en un examen para lentes de contacto.

One Response

  1. Milagros 22 febrero, 2016

Deja un comentario