Aniseiconia: Definición y etiología


Aniseiconia Aniseiconia: Definición y etiología

La aniseiconia es una alteración binocular causada por una diferencia en el tamaño y/o forma de las imágenes percibidas.


La significación clínica procede de la dificultad que tiene el sistema visual para combinar estas dos imágenes diferentes en una sola imagen percibida.

Puede ser global (toda la imagen de un ojo es más grande o más pequeña que la del otro), meridional (la imagen es más grande o más pequeña pero siguiendo unos meridianos privilegiados), o asimétrica, puede producirse un incremento o disminución progresiva del tamaño de la imagen a lo largo del campo visual.

Aniseiconia: Casos

Las estimaciones sobre la prevalencia están claramente influenciadas por la sensibilidad de las pruebas utilizadas para su diagnótico, así como los criterios sobre el nivel que es considerado clínicamente significativo, este número es obviamente más bajo que la incidencia de aniseiconia en sí, pudiéndose establecer en torno al 3%.

Aunque se dan casos aislados de pacientes emétropes o isoametrópicos que presentan aniseiconia, esta es mucho más habitual en pacientes con anisometropía, astigmatismo oblicuo y pseudoafaquia. Además en los últimos años también están aumentando los casos en pacientes operados de cirugia refráctiva.

Aniseiconia y su etiología

Es el resultado de la combinación de varios factores:

  • Diferencia de aumento causado por la corrección óptica OD y OI
  • La propia óptica ocular
  • Distribución de fotorreceptores en retina
  • Modificaciones debido al proceso neural

Si las diferencias de tamaño son pequeñas, generalmente no se aprecian y no deberían influir en la visión binocular, cuando las diferencias son moderadas (de 2% a 5%) usualmente pueden compensarse gracias a la plasticidad del proceso perceptivo visual; no obstante suelen tener asociados síntomas astenópicos.

Con diferencias de tamaño mayores la visión binocular es difícil.  Cuando el paciente es joven, es habitual la supresión de un ojo, pero si el paciente es adulto con una visión binocular establecida, es habitual que la aniseiconia provoque diplopia o visión doble.

La adaptación a diferencias de imágenes debidas a cirugía refractiva o a operación de cataratas es especialmente difícil pues los pacientes son adultos y su sistema visual es poco plástico.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>